Merkel no puede gobernar sin la aprobación de los poderosos laboratorios farmacéuticos con sede en Alemania

Ya sabemos quien es Gilead, el laboratorio que especula con el Sovaldi y que cuervos de la guerra y de la muerte tiene detrás.

Por Àngels Martínez Castells (Twitter: @angelsmcastells)

Nos asustan, nos amedrentan, nos coaccionan, pero nos ofrecen bálsamos y remedios si podemos pagar su precio. Estamos empezando a olvidar el chantaje que supuso la falsa epidemia de Gripe A cuando se nos advierte que nos asustemos, que los laboratorios no encuentran rentable investigar en nuevos antibióticos y que dentro de poco habrá bacterias resistentes que será imposible vencer. Y han llegado a superar todas las barreras de dignidad poniendo precios de monopolio (es decir, sin ningún contacto con los costes reales) y, sin ápice de sentido social, a medicamentos que curan la VIH y la Hepatitis C. Ahora ya sabemos quién es Gilead el laboratorio que especula con el SOBALDI, y qué buitres de la guerra y de la muerte tiene detrás, como Donald Rumsfeld, ahora de su consejo de administración, pero antes Secretario de Estado de Gerald Ford de 1975 -1977 y de George W Bush del 2001 a 2006. Lo recordamos por su reconocido hooliganismo en las criminales invasiones de Afganistán e Irak.

Mandan más de lo que conviene, y si se pone en marcha el TTTIP mandarán por encima de toda migaja de democracia. Ya hace tiempo una periodista de la Agencia Reuter me contaba que en Alemania nadie puede ocupar la Cancillería (ni siquiera la señora Merkel) sin la aprobación de los poderosos laboratorios farmacéuticos con sede en Alemania. Pero su poder es global, y hay que ser un político con las ideas muy claras para ponerlos a raya. En 2009, el presidente Rafael Correa quiso que más gente en Ecuador pudiera disponer de los medicamentos que necesitaba reduciendo su coste. Inmediatamente, la embajada de EEUU en Quito y las compañías farmacéuticas multinacionales se pusieron de acuerdo con tres ministros del gobierno para boicotear la nueva política de salud. Se reunieron en la embajada representantes locales de Pfizer, Merck, Sharp and Dohme, Schering-Plough, y Wyeth. Su objetivo: ponerse de acuerdo para proteger sus licencias en Ecuador. Por suerte para la salud pública, el intento de golpe fracasó, y en abril de 2010 Ecuador pudo importar genéricos de Ritonavir, el fármaco contra el VIH / SIDA que ha salvado millones de vidas.

==========================================================

Esta pieza forma parte de una serie sobre sanidad y mutuas privadas publicada en la séptima edición de la revista cafèambllet. Estas otras piezas forman parte de esta serie:

“Tengo que empezar haciendo una confesión pública: En 1987 causé la muerte de un hombre. Ahorré medio millón a la compañía y fui premiada por ello. Sé como los seguros médicos mutilan y matan a los pacientes”

Mutuas privadas: ¿un negocio en manos de bancos, fondos especulativos, ex ministros y defraudadores?

La jungla americana

TV3 y sanidad pública: más información crítica y menos propaganda de mutuas privadas

La sanidad en manos de los mismos que nos desahucian, que nos cortan el agua y la luz y que nos venden preferentes

¿Qué posibilidad de vivir tiene mi hijo si sólo puedo pagar la mitad del tratamiento? He vendido todo, he hipotecado todo lo que tenía… Ningún padre debería sufrir este tormento · Per Edward Kennedy

==========================================================================

Lee el cafèambllet 7 en PDF

==========================================================================

Si nos quieres ayudar a imprimir cientos de miles de ejemplares para repartir gratuitamente con información como esta, haz click aquí.

One thought on “Merkel no puede gobernar sin la aprobación de los poderosos laboratorios farmacéuticos con sede en Alemania

  1. Pingback: SI NO ESTÁS LO SUFICIENTEMENTE MADURO, SEGURAMENTE PENSARÁS QUE “ESTO” NO PUEDE SER VERDAD….LAMENTO DECEPCIONARTE. – HOMENAJE A MANUEL PALACIOS LORO

Deixa un comentari: