• La Corporación de Salud Maresme y La Selva aumenta la factura de altos cargos en 70.000 euros y eleva el coste de la comida a los trabajadores

    by  • 21/06/2011 • Portada • 0 Comments

    Versión en castellano via Google Traductor · Versión original en catalán, aquí

    Mientras los recortes a los servicios de los ciudadanos se suceden en el ámbito sanitario, la factura en altos cargos de gestión no para de crecer.El último ejemplo es la incorporación de Josep Trias, ex alcalde de Blanes por CiU. Pocos días después de que Trias perdiera las elecciones municipales, la Corporación de Salud fichaba Josep Trias como “gestor de los recursos sociales y sanitarios”. Este ‘fichaje’ encarecerá la factura de alto cargos en cerca de 70.000 euros anuales.
    Xavier Conill, director de planificación de la Corporación, explica que “Trias se reincorpora al trabajo que tenía antes de pedir la excedencia para asumir la alcaldía de Blanes”. Preguntado sobre cómo se había cubierto esta plaza durante la ausencia de Josep Trias, Conejo admitió que no había que cubrirla ya que sus tareas “se asumieron por parte del resto del equipo directivo”.
    El hecho de que ‘el resto del equipo directivo’ asumiera sus tareas avala la denuncia hecha en muchas ocasiones desde ámbitos sindicales y médicos en la línea de que existen cada vez más altos cargos con tareas poco concretas y poco necesarias, mientras que la carga de trabajo del personal asistencial no para de crecer. Una situación que se ha visto agravada con los recortes, que han supuesto contratación de menos personal y no sustitución de bajas o vacaciones.

    Los trabajadores, a pagar la comida
    En relación a los privilegios del equipo directivo ante los recortes a los derechos de los trabajadores de la Corporación, CCOO ha denunciando en su blog que los trabajadores verán incrementado el precio de la comida en los centros hospitalarios y deberán pagar 3,15 euros por comida. “A partir del día 11 de julio de 2011-explican desde el sindicato-todas las personas trabajadoras que utilicen el comedor del Hospital Comarcal Sant Jaume de Calella tendrán que pagar, como contraprestación por el servicio de comedor, la cantidad de 3, 15EUR por cada comida o cena “.
    “Consideramos-continúa el comunicado-que estas medidas afectan únicamente a los trabajadores más desfavorecidos de la CSMS (trabajadores de noche y fines de semana) y que son nuestros sueldos los que notarán una vez más, los efectos de esta crisis impuesta”.
    Por último, y en relación al equipo gestor el sindicato afirma: “estamos seguros de que estas medidas no afectan a ningún miembro de la dirección, entre otras cosas porque nunca han tenido la necesidad ni la obligación de comer ni cenar en nuestro centro de trabajo. En definitiva, estamos cansados ​​de pagar siempre los mismos la mala gestión de los demás! “

    Deixa un comentari